SARGENTO OBLIGÓ A UN PREMILITAR A COMER EXCREMENTO EN UN CUARTEL DE EL ALTO

 

 

Cristian, premilitar del cuartel Ingavi, ubicado en la ciudad de El Alto, fue obligado a comer excremento por su instructor, el sargento Jhonny Gutiérrez, que incluso lo golpeó en la cabeza y lo incitó a quitarse la vida.

“Cuando alzó las heces fecales del suelo, me empezó a estrujar (agarrar) de mi cuello y con sus dedos me apretó. Lo único que pude hacer es abrir mi boca y él me ha metido las heces fecales y comencé a escupir”, declaró la victima a la red Bolivision.

José Tapia, abogado de Cristian, indicó que su cliente no sólo fue hostigado por Gutiérrez, sino también por otro sargento de apellido Sangalli, que lo obligó a tomar una sustancia de color amarillo, se presume que era orín.

El 8 de mayo, la víctima recibió una bofetada por parte de Gutiérrez, lo incitó a quitarse la vida y a comer excremento de un animal, según dijo Tapia.

“Lo saca de la fila de los premilitares, y le dice a Cristian: haznos un favor, toma mi pistola y anda atrás. Esto es incitar a cometer un delito, a que él (el premilitar) se quite la vida”, lamentó el jurista.

La familia del premilitar preocupada por esta situación hizo una queja a mandos superiores, quienes retiraron al sargento Johnny Gutiérrez de la instrucción militar.