COCHABAMBA: UNA JOVEN DE 19 AÑOS PERDONA A SU EXPAREJA Y ÉSTE ACABA CON SU VIDA

 

El perdón de Maeba Quispe Ortiz (19) hacia su agresor y la forma “irregular” en la que la Fiscalía y la Policía permitieron el cambio de la tipología del delito —de intento de feminicidio a violencia intrafamiliar—, fueron las causas para que ella perdiera la vida de la forma más cruel el pasado lunes.

Félix Sejas Hinojosa (34) estaba en la cárcel de El Abra desde 2015, en un principio acusado de intento de feminicidio porque agredió a Maeba cortándole los glúteos y las piernas. Sin embargo, después de dos años, esta persona —ahora prófuga— se acogió a un proceso abreviado porque al final fue acusado por violencia doméstica.

Una vez fuera de la cárcel, Maeba lo perdonó y volvieron a vivir junto con sus pequeños hijos, quienes eran testigos de las agresiones. Pero esta vez la mujer perdió la vida el lunes en la noche.

La secretaria de Desarrollo Humano de la Alcaldía de Cercado, Andrea García, indicó el Ministerio Público no podía haber cambiado la tipología del delito. “Es un hecho irregular en el que están involucrados policías y fiscales. Las autoridades nacionales deben hacer algo. Nosotros estamos analizando la situación para iniciar acciones legales”, dijo.

Después de quitarle la vida a la joven madre, en su domicilio de la zona de Tamborada B, Sejas Hinojosa huyó del lugar.

Ahora sus hijos, una niña de un año y medio y un bebé de cinco meses, quedaron a cargo de la familia materna.

Maeba es la quinta víctima de feminicidio en el departamento y los intentos de feminicidio superan la decena.