DESGRACIA: DOS AMIGOS MUEREN INTOXICADOS

 

Eran dos amigos que el pasado domingo decidieron juntarse para consumir bebidas alcohólicas en una habitación de la urbanización Cumbre de las Américas, zona de La Guardia. Su estrecha amistad y convivencia que ambos tenían desde hace años, los condujo a comprar bebidas alcohólicas y buscar cobijo ante las bajas temperaturas en el denominado Bunker, donde encontraron ambos la muerte.

Se trata de Elder Yépez Paniagua (21) y Marvin Durán Panoso (26) que la noche del domingo fueron hallados sin vida encerrados en una estrecha habitación en cuyo interior se evidenció una motocicleta de color negro marca Daimo encendida.

Muerte súbita. El comandante de este municipio Raúl Gareca, atribuyó el deceso de ambos a la inhalación de monóxido de carbono que desprendió la motocicleta encendida en el ambiente cerrado y con poca ventilación. Yépez y Durán, que ya se encontraban ebrios, habrían decidido meter la motocicleta a la habitación para escuchar música, aprovechando que tenía conectado un parlante a su equipo de música.

Entre la plática y las risas ambos se descuidaron y dejaron encendido el motor que despidió el gas que inicialmente les provocó sueño y luego su muerte. En la escena del hecho se evidenció la presencia de botellas de trago con poco contenido y restos de coca masticada. La forense Daniela Flores Santos certificó que la causa de la muerte de los amigos se debió a una asfixia por monóxido de carbono.

El hermano mayor de Marvin Durán fue quien encontró  los cuerpos en la habitación y trató de brindarle los primeros auxilios, pero ya se encontraban sin vida. Este último deja una hija de año en la orfandad y una esposa embarazada. Los familiares se mostraron esquivos con los medios de comunicación y pidieron respeto a los fallecidos.