ALBAÑIL QUE INTERCEPTO AL ALCALDE PAZ, AFIRMA QUE NO FUE AGRESIVO, SOLO QUERÍA PREGUNTAR Y RECIBIÓ PREPOTENCIA

Este lunes, José Luis Rocabado, quien es trabajador de la construcción, afirmó que en días pasados no fue hasta la plaza Luis de Fuentes y Vargas para agredir al alcalde de Cercado, Rodrigo Paz, ni con fines políticos, sino con la intención de pedir una referencia de donde puede recoger las canastas alimentarias destinadas a los barrios, por preocupación de la población de la situación actual.

 «A ellos no les interesa si el pueblo tiene recursos o no, yo le dije que ellos tienen sus sueldos, a ellos no les interesa nada. Mi intención ese día era que me de algún número o alguna referencia de donde yo pueda conseguir una canasta o una ayuda para afrontar esta prolongación del encapsulamiento, pero yo le hice notar eso, la gente que tiene un sueldo vive tranquila, pero la gente que no ganamos nada estamos mal», dijo Rocabado.

Criticó que las autoridades departamentales  toman decisiones arbitrarias ya que no consulta a la población si tienen las condiciones necesarias para seguir en el encapsulamiento determinado hasta el 5 de julio.

«Si la población se va levantar y no se va dejar pisotear más, yo creo que estas autoridades tienen que pensar más, antes de tomar una decisión unilateral como lo hacen, ellos no consultan al pueblo si están en condiciones de seguir encapsulado o no, a ellos no les interesa si el pueblo tiene recursos o no, ellos tienen sus sueldos, no les interesa nada», agregó.

Rocabado se sumó a la marcha realizada en horas de la mañana, exigían entre algunas demandas un bono a las autoridades para sobrellevar el encapsulamiento.